Saltar al contenido

La innegable realidad sobre La Leyenda Del Sol Y La Luna que nadie está diciéndote

11/09/2020

la leyenda del sol y la luna

Luna protestó y pidió que quería ser Sol, quería ser Sol para alumbrar más. Pero Sol tenía el ojo más brillante, el ojo de Luna no tenía suficiente luz para iluminar.

Llego el turno de escoger a quien alumbraría a lo largo de la noche, pero absolutamente nadie deseaba hacerlo, puesto que este siempre estaría opacado por Tecuciztécatl. Como absolutamente nadie quería los dioses llamaron al dios más feo y humilde de todos, Nanahuatzin, el acepto la intención del resto dioses y acepto ser quien alumbrara la tierra por la noche.

La Leyenda De Las Pirámides De Teotihuacán

Lea mas sobre software transportes aqui.

Todos y cada uno de los que vivían en esta temporada se cambiaron en peces. Cada uno hizo penitencia en los montes que les construyeron los dioses, los que se dicen son hoy conocidos como las pirámides del Sol y de la Luna.

Descripción De 91 La Historia De Historia Legendaria Del Sol Y La Luna.

Lea mas sobre huertasencasas.com aqui.

la leyenda del sol y la luna

Ella, sería la Luna y alumbraría la tierra por las noches, y , sería el sol, y brindaría calor a los hombres. Cuentan que hace varios años, convencido de no pertenecer a este planeta, un joven de nombre Xutil pidió a su madre subir al firmamento. Las batallas para tener el ojo más brillante quitan su predominio a la parte femenina.

la leyenda del sol y la luna

El Pequeño Dios Sifilítico tomó impulso y se tiró a las llamas. Resurgió enseguida después y se elevó, incandescente, en el cielo. Los dioses esperaban de un instante a otro la aparición de Nanahuatzin en algún lugar del cielo, ya transformado en sol. Y el sol llegó del oriente pintado de rojo, lastimando la vista, esplendoroso, ofreciendo calor.

la leyenda del sol y la luna

En la versión poblana, entre los hermanos se lleva los cuernos del venado como recuerdo. Tras matar al venado, los niños son perseguidos por la vieja y sus socios.

También aparecen figuras de aspecto humano en todo el museo, algunas deidades mortales y otras. El museo consta de nueve salas primordiales, cada una con su propio enfoque temático, que comprende el espacio y el tiempo. En los murales, lo real y lo fabuloso se fusionan; un felino con un tocado de plumas saca una lengua bifurcada y los pájaros espléndidos dejan libre fuentes de agua de sus picos. El misterio y la magia sobran en este enigmático museo sobre la vida teotihuacana. Esta característica no es Mixteca, cultura que influyó de forma esencial hacia el Posclásico Tardío, sino hablamos de un sello distintivo del linaje Zapoteca que habitó ahí a la caída de Monte Albán. La Campana es un lugar arqueológico perteneciente a la tradición Tehuchitlán, cuya característica principal son las tumbas de tiro.

En este momento la escenografía está dividida entre la noche y el día. En el mismo orden en que entraron en el fuego, los dioses aparecieron por el cielo hechos Sol y Luna. Al comienzo los 2 dioses resplandecían por igual, pero uno de los presentes arrojó un conejo a la cara del dios rico y de esa manera le disminuyó el resplandor.

Él es el dios Nanahuatzin y es parte de la cosmología Azteca, legado y raíz cultural de México. Su acción se compara a la de donar en el ámbito del trasplante. Los mayas tenían como deidad del sol a Kinich Ahau, quien se afirmaba era tan caprichoso que en ocasiones quemaba los campos de siembra. Te compartimos la leyenda de la Luna y el Sol de Teotihuacán, un místico lugar, con una las ubicaciones arqueológicas más importantes del mundo. A su vez, la Pirámide de la Luna es uno de las construcciones más viejos de Teotihuacan situada hacia el lado norte, de menor tamaño que su compañera. En la plataforma superior se realizaban rituales en honor a la diosa Chalchiuhtlicue, diosa del agua relacionada con la Luna. En este museo tenemos la posibilidad de ver distintos aspectos artísticos, representando perfecta amalgama de las distintas artes teotihuacanas ; observaremos la relevancia que la cosmogonía y el tiempo tuvieron en la civilización teotihuacana.

  • El propósito principal del museo es enseñar al visitante la otra cara de la ciudad vieja de Teotihuacán, la ciudad original decorada por infinidad de pintura en todos las edificaciones que la conformaron.
  • Como absolutamente nadie respondía, se lo ordenaron a otro dios que era pobre, llamado Nanahuatzin.

Al acabar el periodo de ayuno regaron sus ofrendas en la tierra y a la medianoche se adornaron y vistieron. A Tecuciztécatl le obsequiaron un tocado de plumas de garza y a Nanahuatzin le obsequiaron un tocado de papel.

Lea mas sobre descargarhappymod.com aqui.

Los dioses se sentaron entonces a esperar de qué parte saldría Nanahuatzin; miraron hacia Oriente y vieron salir el Sol coloradísimo; no le podían mirar y echaba rayos por todas partes. Volvieron a ver hacia Oriente y vieron salir la Luna. Después encendieron fuego y ordenaron al dios rico que se metiera dentro. Lo procuró nuevamente y volvió a retroceder, de esta forma hasta cuatro veces. A la medianoche se acabó la penitencia y han comenzado los oficios. Los dioses regalaron al dios rico un hermoso plumaje y una chaqueta de cuadro y al dios pobre, una estola de papel.

la leyenda del sol y la luna